“Es tan misterioso el país de las lágrimas…” El Principito

Escrito por el 1 febrero, 2012 en Libracos - No comentado

El principito

Hoy en “Librakos” queremos hacer un pequeño Flash Back, una conexión inmediata con nuestra infancia. Esa infancia escolar, esos días donde descubríamos el mundo y empezábamos a devorarlo a bocados.

Debo confesar que no fue nada fácil decidir el recomendar este libro, ya que es un libro que lleva a su espalda una gran carga de crítica infantil por todos nosotros, y de un pasado que ya no queremos volver a recordar. Pero a pesar de eso, se le debe reconocer que es un libro que nos ayuda a mirar la vida mucho mejor, nuestro entorno, nuestro ‘Yo’, nuestro divorcio con la niñez, esa separación tan abismal entre ser chico y adulto. Desde una mirada absolutamente pura e inocente, cualidades sociales que son tremendamente rechazadas hoy en día. Nos ayuda a escuchar nuestro corazón por encima de muchas cosas. Sonidos que hemos hermetizado para ser congruentes con nuestro entorno.

El Principito

Un libro que tienes que leer mínimo tres veces en la vida; De peque, cuando te obligan en el cole a leerlo y no le prestas casi atención. De joven, superando la adolescencia (si sobrevives) antes de los 25 años, donde la lectura se realiza voluntariamente. Y ya de mayor, donde contemplas las estupideces de los odios y rencores que mancharon tu vida.

Un libro que llevo muy metido en mi corazón, y más cuando lo recibí de regalo por parte de una persona muy importante en mi vida. Un regalo que era la edición especial de los 50 años del Principito. Una enseñanza que me llevaré a la tumba mía y de todos vosotros.

Conozco un planeta en el que vive un señor muy colorado. Nunca ha olido una flor. Nunca ha contemplado una estrella. Nunca ha amado a nadie. Nunca ha hecho otra cosa que sumas. Se pasa el día diciendo, como tú: “¡Soy un hombre serio! ¡Soy un hombre serio!”, lo que le hace hincharse de orgullo. Pero eso no es un hombre, ¡es un hongo!.

Un libro escrito por un piloto francés llamado Antoine de Saint-Exupéry, mientras se hospedaba en un hotel de New York, que titulo con el nombre: Le Petit Prince, Publicada en 1943 (Un montón de años).

 

Comparte cultura

Acerca del Autor

Enamorado de las letras susurradas al oído y de las palabras bien interpretadas. Un estoico en evolución. @amdurangu

Comenta este artículo